fbpx
La Red Coaching
Todo el panorama mundial del Coaching

5 Hábitos tóxicos de hombres y mujeres que debemos aprender a cambiar

0 29

Recibe notificaciones en tiempo real de La Red Coaching

Hábitos tóxicos | Existen puntos débiles frecuentes en hombres y mujeres. ¿Cuáles son algunos de los peores que pueden tener ellos y ellas?

Hábitos tóxicos|  La impaciencia

La prisa por alcanzar nuevos objetivos sin disfrutar realmente del proceso. De este modo, como consecuencia de esta prisa, tan propia del estilo de vida actual, nos perdemos muchos matices por el camino.

Hábitos tóxicos| El orgullo

Es otro de los puntos débiles que surge como una manifestación del ego desmedido. Un exceso de vanidad que lleva a algunos hombres y mujeres a asumir cierto rol de superioridad frente a los demás. Disminuye nuestra capacidad de crear relaciones favorables en nuestras vidas, nos aleja de las demás personas.

Hábitos tóxicos| La envidia

Es un sentimiento muy dañino para quien lo sufre. Un sentimiento que también puede dar como resultado acciones poco constructivas, como las críticas negativas sin fundamento objetivo, quitando la posibilidad de construir una visión para si mismo, concentrados en las fortalezas de los demás y no en las nuestras.

Hábitos tóxicos|Nivel de autoexigencia

El exceso de perfeccionismo que lleva a hombres y mujeres a tener un nivel de exigencia sobre sí mismos  es totalmente agotador. No debes confundir el deseo de superación personal con una perfección que es totalmente imposible. Permítete equivocarte para poder aprender de tus errores.

Hábitos tóxicos| La pereza

Posponer tareas para otro momento, postergar asuntos pendientes. Una actitud que puede ser fruto de la pereza pero también, del miedo. La pereza puede puede ser una respuesta emocional que nos impide accionar, cambiar, hacer algo distinto y lograr un resultados que  no sean una repetición de mas de lo mismo. Es importante identificar en que me emoción estamos en esos momentos en que la pereza nos invade por mucho tiempo.

Otros Hábitos tóxicos

Valorar lo que tienen justo cuando lo han perdido, hombres y mujeres también tienen un defecto universal; valorar lo que tienen justo cuando lo han perdido. En muchas ocasiones, no apreciamos todo lo que tenemos al darlo por supuesto, entonces nos perdemos las virtudes de vivir una vida desde la gratitud.

La tacañería emocional, por ejemplo, no ser generoso en elogios hacia los demás, o decir en pocas ocasiones  palabras como  «gracias» «te amo».

la impuntualidad en los planes sociales, en la asistencia a un evento o en cualquier tipo de compromiso social muestra una falta de valoración del tiempo de los demás. La impuntualidad puede hacer que se resientan incluso las relaciones personales, cuando de un modo habitual el impuntual hace esperar a sus amigos sin una causa justificada.

Creerse el centro del mundo, hombres y mujeres pueden tener el hábito de creerse el centro del mundo hasta el punto de convertir las conversaciones en monólogos a partir del discurso “yo, yo y yo”.

La mentira,cuando se convierte en una característica habitual en el carácter de algunos hombres y mujeres también surge un problema de credibilidad personal ante los demás. ¿Cuál es la emoción que se esconde detrás de una mentira, miente porque tiene miedo, porque esta triste, para que miente?

Los prejuicios personales también son un hábito tóxico , cuando a partir de estas interpretaciones subjetivas hacemos juicios de valor que no tienen ningún fundamento sólido, quitando posibilidades para tanto para si mismo como para los demás. 

¿Con cuáles te has identificado?

Source Link

Recibe notificaciones en tiempo real de La Red Coaching

Publicidad